La Hernia Discal Cervical

La Hernia Discal Cervical

De igual modo que la hernia discal dorsal, el disco intervertebral cervical puede afectar a las raíces nerviosas o a la médula espinal cervical, aquí posee un poco más de espacio que a nivel dorsal. Pero ante la mayor frecuencia de las hernias discales cervicales o la compresión cervicoartósica se presentan muchas más afectaciones radiculares y medulares por esta enfermedad.

Ante un dolor cervical que irradia por uno o los dos brazos, que se acompaña de hormigueos en las manos y en ocasiones con pérdida de fuerza hay que pensar en un compromiso de la región mielorradicular cervical. Ante pérdida de fuerza y hormigueos en las piernas, dolores cervicales y alteración de los esfínteres nos sugerirá una afectación de la médula a nivel cervical.

Una exploración neurológica nos dará mucha información permitiendo valorar diferentes diagnósticos diferenciales.

Ante la sospecha de un afección raquídea la Resonancia Nuclear Magnética o la Tomografía Axial Computerizada pueden mostrar lesiones que se correlacionen con los síntomas. Cuando se trata de hernias discales cervicales o estenosis del canal vertebral cervical la decisión del tratamiento se basa siempre en la clínica y la exploración del paciente. Estas exploraciones nos dicen a lo que son debidas las alteraciones y donde se ha de intervenir pero en ninguna ocasión indican una intervención.

El tratamiento inicial ante una síntomas debidos a una hernia o protusión discal ha de ser conservador, es decir antiinflamatorios, antiálgicos y reposo. Si existiera pérdida de fuerza o falta de tacto o alteración en los esfínteres se indicaría la intervención quirúrgica.

La técnica quirúrgica para la hernia o protusión discal es la eliminación del tejido cartilaginoso central del disco intervertebral que comprime las raíces nerviosas o la médula espinal. Si el cirujano observa la necesidad de colocar un sustituto mecánica al núcleo pulposo que ha salido espontáneamente o por medio de la cirugía se pueden colocar diferentes elementos como hueso del mismo paciente o se quiere evitar la herida de la extracción, se colocan injertos de procedencia animal, productos minerales, cajas intersomáticas. Si la columna a pesar de colocar el espaciador intervertebral puede quedan inestable se puede fijar con placas y tornillos.

Los resultados de éstas intervenciones son excelentes en su mayoría, con un número de complicaciones mínimo.

hernia cervical        hernia cervical

Anuncios